El cine como herramienta educativa

Imagen obtenida de Tiching Blog (2014)

Imagen obtenida de Tiching Blog (2014)

El proceso educativo de los seres humanos se integra por múltiples facetas y elementos que aportan su riqueza a un mismo fin: la formación integral del ser humano.  Además de la labor de los profesores en las clases tradicionales dentro de las aulas, los alumnos aprenden de diversas maneras, tal vez no tan formales como la educación escolar.

Así nos encontramos con diversos agentes que contribuyen a la formación de los individuos, por ejemplo:

  • La función educativa de las bibliotecas y los bibliotecarios, de la que ya hemos hablado en otras ocasiones en éste mismo espacio.
  • El poder formativo de la lectura, tanto de los libros de texto o científicos, como de las grandes joyas de la literatura universal.
  • Los video-tutoriales, que básicamente responden a cualquier duda que podamos tener, simplemente buscando en Youtube.
  • Y por supuesto, al cine como una herramienta educativa y de apoyo al proceso de enseñanza aprendizaje.

El cine tiene una gran influencia en la vida del ser humano, pues acerca a todas las personas a vivir grandes aventuras, a conocer a nuestros héroes o al menos a nuestros artistas favoritos, pero también nos acerca a conocer más sobre la historia de la humanidad, a conocer de cerca la vida y obras de las grandes figuras de diversas épocas, a conocer sobre la mitología de las diversas culturas del mundo, en fin, el cine nos acerca al conocimiento de una manera entretenida y agradable.

Imagen obtenida de Fotogramas.es (2018)

Imagen obtenida de Fotogramas.es (2018)

Para muchos especialistas, el poder y el impacto que tiene el cine en el ser humano, en muchas ocasiones, es más potente y más fuerte que el asistir a una clase tradicional o leer algún libro. Y esto es natural, pues el conocer algo nuevo por medio de diversos sentidos, además de la vista y el oído, es mucho más fuerte en nuestra mente y en nuestra memoria. En el cine no sólo vemos y escuchamos, también:

  • Sentimos y participamos de los sentimientos de los protagonistas; sufrimos con ellos, nos alegramos con sus alegrías, nos encendemos ante los peligros vividos y hasta lloramos con sus tristezas- Eso deja una gran huella en nosotros.
  • También recordamos las cosas de una manera más vívida y más nítida.
  • Se facilita la reflexión al momento de presentar las historias en una sala de cine o ante una pantalla.
  • Y muchos beneficios más que nos regala el cine.

De acuerdo al Observatorio del Ocio y el Entretenimiento Digital: “El cine, empleado como fuente de información, permite adentrarse en el estudio de la sociedad, conocer culturas diferentes a la propia (interculturalidad), formar visiones en torno a acontecimientos pasados, presentes y futuros (nos permite juzgar, ponernos en el papel de los personajes históricos más relevantes y preguntarnos el porqué de sus actos y del devenir del mundo), entrar en contacto con valores, ideas, pensamientos, actitudes, normas”. (Fernández, 2016)

En el mismo documento, se afirma que “el cine puede actuar como instrumento educativo debido a los siguientes aspectos:

– Su capacidad de formar e informar de forma distendida y lúdica. El estudiante no es consciente de estar siendo educado. Para él, ver cine en clase es una actividad que se escapa de lo habitual, que le sirve para evadirse de sus tareas normales dentro del aula, lo que incrementa su interés y participación.

– Ayuda a los alumnos a la resolución de conflictos al presentar a la sociedad (casi) como es. Les muestra el mundo y les proporciona un ejemplo de las relaciones que en él se establecen. “Podemos hablar, por tanto, de un cine formativo, el cual tendría como finalidad principal, la mejora de los conocimientos de los telespectadores”.  (Vega, 2002: 123-129 citado por Fernández, 2016)

También se aclara en dicho estudio que hay dos posibilidades de tipo psicosocial al utilizar el cine como un instrumento educativo:

  1. “Espejo de la sociedad en la cual se produce, desarrollando los diferentes estereotipos más habituales”. El cine no es más que la representación de lo que ocurre, ha ocurrido u ocurrirá en el mundo; se convierte así en un fiel reflejo de la sociedad, con sus tópicos, costumbres y tradiciones.
  2. “Generador de modelos (buenos y malos), tanto referidos a valores e ideologías, como a las pautas actitudinales”, muy importantes para el ámbito escolar, pues es imprescindible dotar a los alumnos de un sentido crítico a la par que selectivo, para que puedan desarrollar su pensamiento propio y elegir por sí mismos.  (Loscertales y Núñez, 2001: 24-25 citado por Fernández, 2016)).
Imagen obtenida de India Today (2017)

Imagen obtenida de India Today (2017)

Como podemos darnos cuenta, el cine no solamente es un hobby o pasatiempo que nos es útil para llenar nuestros tiempos libres y disfrutar de un buen descanso, sino que, utilizándolo correctamente, puede ser un excelente aliado en el proceso educativo no formal de nuestros niños y nuestros jóvenes, y por qué no, como parte de nuestra propia formación educativa.

Los invito a que nos demos una oportunidad de aprovechar este tiempo de convivencia en casa, para acercarnos al gusto por el séptimo arte, pero ahora con la lente de vivir el cine como un aliado de la educación, de nosotros mismos y de los nuestros.

Antes de terminar el presente escrito, me gustaría dejar algunas recomendaciones y propuestas para aprovechar estos tiempos de confinamiento al lado del cine:

  • Andrés Ardila nos recomienda en su publicación “El cine en tiempos de cuarentena”, una serie de puntos para disfrutar mejor el cine, así como una serie de recursos para acceder a ver varias cintas cinematográficas que él mismo recomienda. Para ver acceder a dicho documento dar un clic aquí.

  • En el canal de Aristegui Noticias, se recomienda la plataforma FilminLatino, que es una buena opción que oferta un amplio catálogo de producciones nacionales y extranjeras que se mueven al margen de los círculos más comerciales. Hay que aclarar que muchas de las opciones se encuentran con acceso libre sólo durante los primeros días de mayo, debido al tiempo de contingencia. Para acceder sólo dar un clic aquí.

  • En el sitio del diario el Heraldo de México, se puede encontrar el artículo “¿Dónde ver cine gratis si estás en cuarentena por el coronavirus?”, en el cual se enlista una serie de sitios en los que se afirma que ofrecen, de manera gratuita y legal, varias opciones de cine desde casa. Para acceder hay que dar un clic aquí.

  • En el sitio de Xataca, podemos encontrar una publicación de Oscar Steve, que ofrece el acceso a gran parte del exitoso festival anual de documentales titulado “Ambulante”, que ha tenido que cancelar todos sus eventos presenciales debido a la contingencia sanitaria, pero ha trasladado todo el festival de 2020 a internet. A partir de este 29 de abril comienzan las “proyecciones” de un documental por día, en donde hasta el 28 de mayo tendrá una función distinta cada 24 horas. Para acceder dar clic aquí.

Me despido con esto deseándoles que la información sea de utilidad. ¡Hasta el próximo mes!

 

Referencias bibliográficas

Sobre Julián Ochoa García

Profesor Universitario en la Universidad Panamericana Campus Guadalajara. Titular de las materias: Tecnologías de Información y Comunicación. Producción y Evaluación de Software Educativo. Métodos de Investigación Pedagógica. Nuevos Medios Periodísticos. Redacción Científica e Investigación Documental. Diseño y Elaboración de Recursos Didácticos. Profesor de Posgrados en el área de: “Desarrollo de Habilidades Informativas”. “Recursos Académicos para la Investigación”

2 comentarios en “El cine como herramienta educativa

  1. luzmalvarezv

    Me encantó tu artículo; tengo años usando el cine como herramienta educativa: es muy eficaz ¡y enriquecedor! Saludos!

    Responder
    1. Julián Ochoa García Autor del post

      Me alegra mucho que sea de utilidad querida Luzma. A buscar caminos para educar mejor. ¡Saludos!

      Responder

Deja un comentario